El poder de las cosquillas

163144-7

Las cosquillas nos parecen naturales y hasta necesarias a cierta edad, pero cuando crecemos se nos olvida lo fantásticas que son. Lo curioso es que no podemos hacernos cosquillas a sí mismos. O mejor dicho, sólo nos da risa cuando alguien más nos pica las costillas. Más curioso aún es que ese alguien más, no es cualquier desconocido sino una persona con la que tenemos una relación de cariño y fraternidad.

Al igual que otros gestos, que pasan desapercibidos, las cosquillas tienen un propósito evolutivo muy importante. Según explica Robert R. Provine, neurocientífico de la Universidad de Maryland y autor de Laughter: A Scientific Investigation ,este acto que hace reír a carcajadas es parte de un mecanismo de vinculación social que ayuda a fortalecer las relaciones entre amigos y miembros de la familia.

Durante los primeros meses de vida, señala Provine, la risa es una de las formas de comunicación más importante entre un bebé y la persona que lo cuida. Los padres le hacen cosquillas a su hijo mientras éste responda con jolgorios. Cuando en lugar de risas hay muecas o llanto, los padres dejan de hacerlo. Parece una obviedad, sin embargo la base cognitiva y comunicativa de este juego es fundamental: La actividad cara a cara entre un infante y su cuidador, abre la puerta para que exista una interacción más compleja y se cree una relación más fuerte.

Según los científicos, el que los niños se hagan cosquillas unos a otros no sólo facilita la posibilidad de vincularse con sus pares, sino que también es un estímulo que refina sus reflejos y los hace desarrollar habilidades defensivas. Ya desde 1984 el psiquiatra Donald Black de la Universidad de Iowa había identificado varios puntos del cuerpo que son más sensibles a las cosquillas, como el cuello y las costillas (que, por cierto, son las áreas más vulnerables en un combate). La deducción de Black fue que un menor aprende a proteger esas partes gracias a juegos relativamente seguros.

 

 Fuente: Por Luza Alvarado (http://mx.mujer.yahoo.com)
Galería | Esta entrada fue publicada en Consejos, Portada, Psicología. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s